XALAPA, VERACRUZ 28 o C
MÁX. 30° MÍN. 22°
PRÓXIMOS DÍAS
  • M 30.20°C
  • J 28.22°C
  • V 30.20°C
  • S 28.22°C
Papillón
Por amor a La Malinche Alejandra Ruíz Huerta
19 de Marzo 2015 07:01 P.M.
COMPARTE LA NOTICIA

A lo largo de la historia México se ha caracterizado por ser generoso. Ha abierto las puertas a numerosos perseguidos políticos del continente o de Europa: exiliados españoles, argentinos huyendo de la dictadura e incluso rusos que escapaban de la masacre estalinista.

De eso ya nadie se acuerda en la actualidad. En algunos países de la ex Unión Soviética incluso, piden visa a los mexicanos para entrar, no les vayamos a robar lo mucho que tienen. Pero el colmo es, que tampoco nosotros seamos recíprocos a esa falta de cortesía.

Vivo en Cancún desde hace 3 años y es inaudita la facilidad con la que los extranjeros llegan ilegalmente a establecerse y lo peor de todo, a competir en igualdad o mejores circunstancias que los nacionales. Por increíble que parezca, las propias empresas les tramitan el permiso de trabajo a quienes a todas luces ingresan al país sin papeles.

No soy racista ni sufro de xenofobia, simplemente relato la realidad. En Estados Unidos hay muchos compatriotas trabajando en la sombra por obvias razones, pero en ningún caso he escuchado que lleguen a una empresa grande y puedan presentarse a competir por un puesto directivo con un norteamericano, y que tras ser contratados, la compañía los legalice; eso creo que sólo pasa en México y lo malo es que cuando nosotros vamos a otros países, no nos otorgan el mínimo privilegio.

Octavio Paz tenía la teoría de que por nuestra sangre aún corría la de la Malinche, que traicionó a su gente y jugó un papel clave en la conquista de México apoyando a los invasores.

No lo sé, lo único que me duele es nuestra falta de apoyo a lo nuestro. Hoy son los puestos de trabajo, mañana será el territorio. Amar al país no se demuestra gritando ¡Viva México! cada 15 de septiembre; es trabajar por una mejor nación, consumir lo que producimos y darle oportunidad a nuestra gente por encima de extranjeros, como otros países sí lo hacen y no son criticados: América para los americanos, ¿recuerdan?.

comentarios
columnas relacionadas